GRUPOS VULNERABLES, DDHH Y VÍCTIMAS DE DELITOS, TRES FRENTES DE ACCIÓN RECONOCIDOS EN NUEVO PROYECTO CAJS

Según el Proyecto de Ley trabajado durante los últimos meses por el gobierno del Presidente Sebastián Piñera para «crear un nuevo Servicio Nacional de Acceso a la Justicia», tres son las líneas de acción en la que los funcionarios deberían otorgar a los usuarios orientación y asesoría jurídica gratuita.

En él, se hace hincapié en un acceso a la justicia que considere la igualdad e inclusión; los grupos especiales de protección y atención especializada; la universalidad; los mecanismos de solución colaborativa de conflictos y la gratuidad.

Agrega que “esta línea de acción se ejecutará a través de los siguientes cuatro componentes”: Orientación e información sobre los derechos afectados y forma de  ejercerlos; Defensa y representación jurídica; Solución colaborativa a través de la conciliación o mediación y Promoción y educación en derechos.

En ese sentido, precisa que en este sentido el trabajo jurídico se centrará en tres líneas de acción que detallamos a continuación:

DEFENSA DE GRUPOS VULNERABLES

Se refiere a grupos cuya condición de especial protección sea reconocida por el Estado y Convenios Internacionales suscritos por el gobierno de Chile. Como situaciones especiales o dificultuosas para ejercer sus derechos ante el sistema judicial considera variables como edad, género, orientación sexual e identidad de género, estado físico y mental, circunstancias sociales, económica, étnicas y culturales.

El objetivo del Proyecto es que los funcionarios, en estas circunstancias, asuman una “atención integral, otorgando prestaciones interdisciplinarias.

Para el caso de niños, niñas, y jóvenes, la representación judicial se “brindará preferentemente a aquellos que se encuentren en alguna modalidad de cuidados alternativos, sean estos a cargo del Estado o brindados por instituciones privadas”.

En el caso de las personas mayores, se pondrá acento en los casos donde se visualicen situaciones de abuso sicológico, físico y/o patrimonial.

En todos lo casos, la defensa y representación especializada comprenderá:

  • a) Solicitud de nombramiento de curador ad litem.
  • b) Solicitud, seguimiento y tramitación de las medidas de protección.
  • c)  Otorgamiento y gestion de asistencia sicológica y/o en las instituciones públicas o privadas correspondientes.

DEFENSA DE LOS DERECHOS HUMANOS:

El ítem se refiere a proveer de asesoría, defensa y representación a personas vulneradas desde sus Derechos Humanos, sin consignarse en el proyecto detalles desde qué aristas. Sí se precisa que la acción judicial deberá estar enfocada en entregar a la víctima todas aquellas gestiones que le permitan reconocer, rstituir y proteger los DDHH, considenado Tratados Internacionales vigentes suscritos y ratificados por Chile.

DEFENSA DE VÍCTIMAS DE DELITOS

El Proyecto plantea que en estos casos, el sistema deberá provisionar en forma directa y gratuita los servicios de orientación, información, promoción de derechos, asistencia sicológica, social y jurídica.

Entre los servicios para dar cumplimiento al requemiento están:

  1. Orientar e informar de los derechos, el curso de la investigación, procedimientos y resultados.
  2. Patrocinar a las víctimas de delitos, garantizar su participación en el proceso penal como querellante por un lado, y en las acciones civiles por el otro.
  3. Otorgar asesoría e información a la víctima respecto de las medidas de protección solicitadas ante el fiscal y realizar las acciones de su seguimiento.
  4. Asesor e informar a la víctima de sus derechos.
  5. Otorgar apoyo sicosocial a la víctima para ayudarla a supercar las consecuencias negativas del delito, evitando la victimización secundaria.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *