Entradas

COMUNICADO N°6-2020

Estimad@s Compañer@s:

Les informamos que en la reunión de la Mesa Nacional Covid19, el director General de la CAJMETRO nos confirma su decisión de abrir como piloto el centro de Lo Barnechea, como así mismo, la directora de la CAJTA, nos informa tener unidades operativas funcionando.

Ante ello, manifestamos nuestro total repudio, pues de esta forma se expone la vida y salud de las y los trabajadores, transgrediendo los acuerdos arribados en esta mesa.

Luego de un arduo debate, la medida de incorporar una oficina piloto en lo Barnechea queda sin efecto. Estableciéndose, claramente, que toda actividad presencial excepcional se evaluará e implementará una vez concluido el período de alteración constitucional. Época en la que además deberá considerarse la realidad sanitaria del país y el grado de avance de las medidas de protección de nuestra/os representada/os en las 4 Corporaciones del país.

DIRECTIVA FENADAJ

Claudia Fachinetti Farrán; Marcelo Inostroza Aparicio; Jéssica Valenzuela Moya M.; Andrea Moscoso Gajardo y Myling Chau Colman Carlos Vergara Pío

Santiago, 20 de agosto 2020.

COMUNICADO N°5-2020

Con sorpresa nos hemos enterado que se han transmitido, de parte de algunos Directores Generales, comunicaciones y envíos de documentos que aún no han sido aprobados por la Mesa Covid 19, además de transmitir conceptos que no se condicen con el avance de ésta.

Al respecto señalamos:

1. CONSTITUCIÓN DE MESA DE TRABAJO: La Mesa Nacional Covid 19 sólo ha sesionado una vez. No se estableció método de trabajo ni periodicidad de las reuniones pese a nuestra solicitud expresa. Sin embargo, en nota enviada por la Unidad de Comunicaciones de la CAJRM, se indica que la mesa sesionará una vez por mes. Las declaraciones emitidas desde CAJRM no se condicen con el ánimo de trabajo manifestado por toda la mesa al momento de su constitución.

2. FUNCIÓN DE LA MESA: Señala dicha nota que la función de la Mesa es «dar seguimiento al cumplimiento al Protocolo construido para apoyar, en la prevención del contagio y cuidado de la salud de nuestras funcionarias y funcionarios, además de las personas que requieren de nuestros servicios», sin embargo, aún no ha sido aprobado el Protocolo al cual se supone debemos dar seguimiento. No se estableció otro objetivo sino que analizar el Protocolo y anexos trabajados por los prevencionistas para su aplicación en fase III, análisis que aún no se ha completado.

3. ESTADO DE LA MESA: Señalan que los protocolos y sus anexos han sido «analizados y consensuados por la Mesa, con el valioso aporte de los integrantes de FENADAJ«. Al respecto, debemos aclarar que aquello es falso. Estamos en proceso de análisis, hemos enviado nuestras observaciones y hay temas en los que aún no hemos llegado a consenso, en especial, en aquellas partes en que unilateralmente se pretende modificar las funciones de nuestras/os representadas/os.

4. MESAS DE TRABAJO: Estas declaraciones de la CAJRM demuestran que carecen de conocimiento de cómo funciona una mesa de trabajo, la que debe trabajar con seriedad y respeto de todos los integrantes de ésta. Asimismo, la Sra. Directora de CAJTA ya ha distribuido a todas y todos las/os funcionarias/os dichos documentos, aún sin consensuar.

5. EXIGE RECTIFICACIÓN DE CONTENIDO: Exigimos a los DGs involucrados aclarar el verdadero avance a esta fecha, lo que dista de tener documentos aprobados pues, tan sólo se constituyó la mesa, nos entregaron documentos que fueron observados por nosotros y se encuentra pendiente una segunda reunión.

6. REPROBAMOS MAL USO DE INFORMACIÓN: Esperamos que a futuro podamos realmente tener un diálogo sin que exista aprovechamiento mediático de nuestra participación, pues ésta tiene el ánimo de representar a funcionarias y funcionarios que trabajan arduamente por el acceso a la justicia en el país, y no estamos dispuestos a ser parte de mal uso de desinformación dirigida a dichas/os funcionarias/os.

DIRECTIVA FENADAJ

Claudia Fachinetti Farrán; Marcelo Inostroza Aparicio; Jéssica Valenzuela Moya M.; Andrea Moscoso Gajardo; Myling Chau Colman; Carlos Vergara Pío.

Santiago, 12 de agosto 2020.

Photo by Kaleidico on Unsplash

FENADAJ INSISTE ANTE MINJU EN NUEVAS METAS DE GESTIÓN Y SOLUCIÓN COLABORATIVA

Con el objetivo de analizar los efectos que ha tenido el COVID-19 en los números de cumplimiento de metas del primer semestre de 2020 de las Corporaciones de Asistencia Judicial, el 31 de julio se realizó una videoreunión entre la jefa del Departamento de Asistencia Jurídica del Ministerio de Justicia y DDHH, Simone Hartard, los directores de las cuatro Corporaciones de Asistencia Judicial y la directiva de la FENADAJ.

«Pudimos observar que estamos bajísimos en muchos de los números que tendríamos que haber alcanzado en una época normal», enfatizó la presidenta de la FENADAJ, Claudia Fachinetti, al agregar que, aunque la misma tendencia se visualizó en la Solución Colaborativa de Conflictos (llamada así al área de trabajo que pretende que las partes lleguen a acuerdo a través de técnicas como la mediación, conciliación, negociación o el arbitraje), salieron conformes de la reunión de trabajo.

Photo by Kaleidico on Unsplash
Photo by Kaleidico on Unsplash

Soluciones colaborativas

En este último punto, la dirigente explicó que «pese a esta considerable y preocupante baja» en las soluciones colaborativas de conflictos, se entendió que es consecuencia de las «dificultades de reunir a las personas que están en conflicto en las actuales circunstancias del trabajo remoto».

En la oportunidad, los dirigentes de la Federación reiteraron su posición de considerar este tipo de medios como el camino «mas rápido y eficaz para solucionar los conflictos de las personas que recurren a las CAJs» dado que además de «evitar la judicialización y colapso de tribunales», permite a las personas buscar la mejor solución para su conflicto, adquiriendo mayor compromiso para su cumplimiento.

«Nos pareció importante que las autoridades también coincidieran en fortalecer la Solución Colaborativa de Conflicto. Nos sorprendió mucho dado las últimas situaciones, como también que finalmente acordáramos que debíamos fijar metas que fueran en ese sentido».

«Estamos contentos porque por primera vez escuchamos al Ministerio de Justicia y DDHH poner el foco en la necesidad del usuario/a, más que en los números, que a veces poco dicen del trabajo que realizamos los/as funcionarios/as de las CAJs», dijo la dirigenta antes de agregar que «estos números bajos que estamos enfrentando, debido a la emergencia sanitaria, van a ser revisados en septiembre u octubre, tal como lo dijo en reunión hace un mes el subsecretario, Sebastián Valenzuela, con el «fin de fijar nuevos indicadores que atiendan la contingencia actual».

ANALFABETISMO DIGITAL: GRAN DESAFÍO DEL TRABAJO REMOTO DE LAS CAJs PARA GARANTIZAR EL ACCESO A LA JUSTICIA

Según datos de la Subsecretaría de Telecomunicaciones, ya en 2017 ocho de cada 10 hogares en Chile tenía acceso a Internet, un estándar que va de la mano de una dolorosa brecha digital pues mientras en los hogares con niños o jóvenes entre 5 a 24 años ese acceso llegaba a 94%, en los hogares compuestos exclusivamente por personas de 65 años o más llegaba sólo al 54,6%. Y para los casos de conexión móvil y uso de internet a través del celular, los datos son mucho más alarmantes: sólo 46,5% la tiene.

Para la FENADAJ, durante los últimos tres meses de trabajo remoto de sus más de dos mil funcionarios, estos datos se han transformado en un gran desafío para hacer accesible la justicia a los más necesitados debido a que a éstos se suma un tercer factor: el analfabetismo digital. 

«El principal motivo, además de la calidad de la accesibilidad a internet y/o datos móviles, es el analfabetismo digital de los usuarios, una deuda evidente de la administración pública hacia los sectores más vulnerables, «quienes son justamente los que más requieren del servicio que brindamos y que no solamente está representado mayoritariamente por la tercera edad, sino también por las mujeres, migrantes, niños y jóvenes», explicó Claudia Fachinetti, presidenta de la FENADAJ. 

Barrera tecnológica

Una de las dificultades que está mostrando el trabajo remoto en los servicios públicos «es conciliar la tecnología con las personas. No todos tienen las habilidades tecnológicas hoy en día, por ende, ha sido un tremendo desafío lograr una comunicación eficiente y eficaz con nuestros usuarios», enfatizó Gabriela Opazo, de la Oficina de Defensa Laboral Metropolitana.

Este analfabetismo digital se ha traducido, a juicio de la dirigente de la FENADAJ Andrea Moscoso, en que los funcionarios administren su tiempo de atención a los usuarios considerando una nueva variante: el proceso de instrucción para el uso del sistema. «Enseñar a subir documentos, llenar formularios, reenviar correos electrónicos e incluso, aprender a usar zoom, team u otro tipo de herramientas ha sido un reto desafiante.

De tutoriales a clave única

«Muchos de nuestros asociados han dejado constancia de que parte de las nuevas tareas que se deben asumir con el trabajo remoto está el hacer verdaderos tutoriales para ayudar a los usuarios a enfrentar el sistema, paso a paso, incluyendo desde cómo obtener la clave única hasta subir un documento. Ha sido particularmente desafiante -aunque satisfactorio cuando se logra- con la tercera edad y con quienes no tienen un red de apoyo familiar para acceder al sistema en forma remota», agregó Claudia Fachinetti, al enfatizar que, pese a los esfuerzos, hay comunas, como la localidad de Carmen, en la Octava Región, que no tienen acceso a Internet, lo que significa que no estamos llegando a todos las/os usuarias/os».

Para la secretaria general de la FENADAJ Jéssica Valenzuela, el fondo del tema con casos como la localidad de Carmen evidencian que «no hay acceso universal a la justicia si el Estado no garantiza el acceso a Internet. Esta barrera está dejando a mucha gente al margen del servicio de acceso a la justicia», insistió.

Efecto invisibilización

Afirmación ratificada por Fachinetti, para quien «lo riesgoso es que la gente que no logra acceder al sistema digital, remoto, por computador o celular, queda invisibilizada porque simplemente no puede comunicarse como lo hacía antes, cuando iba presencialmente a nuestras oficinas de atención a público. Ello lo confirma la baja en los ingresos. Estamos entre 60% a 70% de lo que se atendía el año pasado, lo que significa que hay entre 30% a 40% de usuarias/os que no han podido llegar por el analfabetismo digital».

Para Milyng Chau, directora de FENADAJ, «la pandemia ha dejado en evidencia las falencias que el Estado muestra en varios frentes, uno de ellos, el analfabetismo digital, que atenta contra el acceso a la justicia debido a la falta de herramientas digitales de la población más vulnerable», dice al rescatar la voluntad de los funcionarios de las CAJs que pese a las dificultades, han decidido dedicarle a sus usuarios los tiempos que sean necesarios para lograr el objetivo de defender sus derechos, «aunque para muchos eso signifique no lograr los objetivos sobre número de atenciones, por ejemplo», enfatizó.

Fuente: Subsecretaría de Telecomunicaciones. 2017.

APP «JUSTICIA EN TUS MANOS»:
Pensando en facilitar el acceso a los trámites virtuales de los usuarios con mayores dificultades de alfabetizo digital es que la FENADAJ acogió la propuesta presentada por Paola Labbe, abogada y dirigente Nacional de Afuncajbiobio, de que a menos clic, mejor usabilidad del sistema. La propuesta tecnológica presentada a las autoridades del Ministerio de Justicia y DDHH plantea el desarrollo de una aplicación (APP) exclusiva para la interacción de los usuarios con el sistema. De esta forma, se busca modernizar a las CAJs y permitir el acceso a la justicia de las personas de escasos recursos.
Durante los últimos tres meses, los más de 2 mil funcionarios de las CAJs han venido desarrollando e innovando en el sistema de atención, de tal manera, de estar más cerca de los usuarios. En ese contexto, explica Labbe, «hemos aprendido sobre las nuevas tecnologías, hemos estudiado y hemos buscado la forma de estar más cerca de las personas con las distintas plataformas».
La aplicación celular propuesta, «que hemos llamado Acceso a la Justicia en Tus Manos, debe tener una interfaz amigable y sencilla para los usuarios», insistió Labbé.

CÓMO FUNCIONARÍA LA APP?:
«Hemos pensado en una bienvenida a la corporación, con un registro que nos permita recabar la información necesaria para la estadística, con un inicio de sesión que busque y proteja la información de los usuarios, con un perfil no público y que considere Inteligencia Artificial de tal forma que la persona ingrese, señale su problema y que la Corporación responda por este vía sobre cuáles son las tareas, orientación y/o apoyos que debiera seguir el usuario según la lógica que entregue la Inteligencia Artificial.
El objetivo de la propuesta es que sea el mismo usuario quien pueda agendar la atención con el profesional, permitiendo también subir documentos, generar un archivo y mantener un chat que mantenga a los usuarios permanentemente comunicado con el profesional.
«Hemos cotizado y esta APP debería salir aproximadamente entre 17 y 15 millones de pesos, para un sistema Android. Creemos que así podríamos aumentar la atención para el 2020, pensando siempre que las personas van a sentir que tienen el acceso a la justicia en sus manos», enfatizó Paola Labbe.

PROHIBEN A LAS CAJs EJERCER MEDIACIÓN EN CASOS DE ALIMENTOS, CUIDADO PERSONAL Y REGIMEN DE VISITAS

Las cuatro Corporaciones de Asistencia Judicial (CAJs) que soportan la atención judicial gratuita en Chile con más de 700 mil atenciones anuales en sus 368 centros de atención, fueron notificadas por el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de “no intervenir en materias de mediación familiar licitada” a través de mediaciones.

De esta forma, la autoridad acotó el ejercicio de Ia mediación familiar en consultorios jurídicos y centros de mediacioón de las CAJs a “problemas relacionales entre miembros de un grupa familiar, salidas del país y declaración de bien familiar”.

Photo by Wesley Tingey on Unsplash
Photo by Wesley Tingey on Unsplash

La razón esgrimida por la cartera ministerial para exigir la restricción de mediar en materias de alimentos, cuidado personal y regimen comunicacional fueron los reclamos de Ia judicatura y mediadores familiares licitados. El motivo: la “confusión” que las coberturas realizadas por las CAJs generarían “en las personas que acuden a estos servicios”.

“Esto nos parece un despropósito en el marco de la pandemia y el inicio del proceso de pago del 10% de los fondos de las AFP, que ha dejado al descubierto cientos de miles de casos de pago de pensiones alimenticias pendientes que, en muchísimos casos, podrían resolverse a través de nuestras mediaciones y no de los tribunales ordenando las retenciones a los padres por deudas de pensiones”, enfatizó Claudia Fachinetti, presidenta de la FENADAJ, entidad que representa a casi 2 mil trabajadores y que ha insistido en la mediación como mecanismo para descongestionar el acceso a la justicia en Chile.

SISTEMA LICITADO

La autoridad basó la defensa del reclamo a la vigencia, desde el 2015, del “Modelo de Atención de Ia Línea de Solución Colaborativa de Conflictos de las Corporaciones de Asistencia Judicial», en el que se explicita que “los casos deben ser conocidos y abordados por personas naturales y jurídicas contratadas por el Estado para estos efectos” en “materias de competencia del Sistema de Mediación Familiar Licitado”.

Según este sistema licitado, las CAJs pueden mediar excepcionalmente cuando “el proveedor es incapaz de dar cobertura o se encuentra inhabilitado o no vigente su contrato de mediación familiar licitada”.

MEDIAR EN PANDEMIA

Para la dirigenta, el oficio parece contradecir a otro, del 19 de mayo pasado, emitido desde la División Judicial del ministerio, en el que se reiteraban los “lineamientos para Ia ejecución de los servicios de Solución Colaborativa de Conflictos en el marco de Ia emergencia sanitaria”.

En el documento se enfatizaba la necesidad de «abogar por Ia importancia y continuidad de estas prestaciones en este contexto, las cuales son otorgadas a través de consultorios jurídicos y centros de mediación, quienes conducen procesos colaborativos como negociación asistida, facilitación, conciliación, mediación y arbitraje en asuntos civiles, penales, comunitarios, y en menor medida, también familiares”, dijo Fachinetti.

Finalmente, destacó que en el oficio se le cierró la puerta a revaluar junto los trabajadores la medida pues “no se ha contemplado la posibilidad de modificar el Sisterna de Mediación Familiar Licitado” y además, se anunció una posible alianza con la Cámara de Comercio (CAM) de Santiago para “potenciar la mediación en materia civil y comercial”.

FENADAJ SENSIBILIZA SOBRE EL DERECHO UNIVERSAL Y GRATUITO DE ACCESO A LA JUSTICIA

Con la charla «Derecho de acceso a la justicia» la presidenta de la FENADAJ, Claudia Fachinetti, participó como expositora invitada en la Octava Jornada Escuela Constituyente, organizado por el movimiento Poder Electoral Constituyente, que versó sobre Derecho a la Educación y Nueva Constitución, a cargo del Profesor Erick Palma, y Derecho al Acceso a la Justicia, a cargo de nuestra Presidenta, , donde reiteró la posición de la FENADAJ de sensibilizar a la comunidad sobre la importancia que tiene para garantizar La Paz Social sensibilizar sobre el derecho de las personas de acceder a la justicia en forma universal y gratuita.

En su exposición por streaming, que duró 30 minutos, Fachinetti precisó que pese a que «el acceso a la justicia gratuita y de calidad no está dentro de los reclamos sociales más escuchados por la sociedad», es vital para el ejercicio de todos los otros derechos. Sin acceso a la justicia solo primaría la ley del más fuerte, por lo que es fundamental en todo Estado de Derecho.

VER VIDEO DE CHARLA

Citando palabras del ministro de la Corte Suprema, Sergio Muñoz, Fachinetti defendió también la tesis de «menos juicios más soluciones» como uno de los ejes a fijar para comenzar a avanzar en una cobertura más democrática y justa en el derecho a ser escuchado en su problema judicial. En ese marco, defendió los procesos de mediación, conciliación y arbitraje como pieza clave para robustecer el sistema judicial chileno.

Refiriéndose a la situación chilena señaló: «Un imputado, que no tiene abogado, llega a una audiencia y tendrá un defensor público. Una víctima de delito, ni siquiera sabe si puede ejercer una querella… aunque si tiene suerte de estar en alguna de las 21 comunas donde atendemos delitos violentos, podría llegar con abogado», dijo al lanzar otro caso aún más extremo: «Si una persona sin recursos se siente injuriada y no tiene recursos para pagar un abogado, derechamente no tiene oportunidad de lograr justicia y por tanto no puede ejercer su derecho a la honra».

En su exposición, la dirigente hizo hincapié en la necesidad de crear una institucionalidad que garantice los derechos de todas las personas, empezando por la justicia presupuestaria, pues, según informó, las CAJs hoy tienen un presupuesto que alcanza a cubrir sólo el 90% del año. «Somos una entidad que atiende en 368 puntos, a casi 700 mil personas por año, con un presupuesto de 48 mil millones anuales, mucho menos de lo que cuenta anualmente cualquier hospital base en el país».

FENADAJ PROPONE A JUSTICIA CAMBIOS EN INDICADORES DE GESTIÓN DE METAS PARA QUITAR PRESIÓN A TRABAJADORES

“Nadie está obligado a lo imposible”, fue el adagio utilizado por el Subsecretario de Justicia, Sebastián Valenzuela, tras escuchar con peros la solicitud de la FENDAJ de modificar los Indicadores de Gestión en el contexto COVID-19 y que obligó, a más de dos mil funcionarios de las CAJs, a atender por web a sus usuarios con todas las dificultades que ello implica para la operatividad del sistema y que van desde la calidad de la conectividad al analfabetismo digital de la población.

En la telereunión, en la que también participó el presidente de la ANEF, José Pérez, la presidenta de la FENADAJ, Claudia Fachinetti, precisó que la solicitud de modificar los indicadores acordados se enmarca en el trabajo iniciado en octubre pasado para formular, ejecutar y evaluar las metas de los funcionarias/os de las CAJs. Y por las que son evaluados.

Claudia Fachinetti.
CLAUDIA FACHINETTI.

Producto de este trabajo se afinó un documento -con firma pendiente desde la semana pasada- al que la FENADAJ hizo observaciones, como que en él no estaban acogidas “circunstancias que impiden se concreten las metas y se cumplan los estándares comprometidos… y esta pandemia es un gran ejemplo de aquello”, argumentó Fachinetti.

16 Índices de Gestión

“Frente a circunstancias de esa naturaleza, la Federación podría solicitar hasta el primero de diciembre modificaciones a los indicadores de metas” debido a que “es imposible, a estas alturas de mitad de año, que alcancemos los estándares exigidos por el Minju el año pasado en circunstancias normales”, se explayó.

Lo que proponemos es “que para este año (2020), todos los indicadores que son de la meta 4,2, Indicadores de Gestión (IG), se transformen en Indicadores de Medición (IM)”, precisó. Cabe precisar que actualmente se miden 16 IG, de los cuales 11 son IM.

Salud Mental

A nombre de las cuatro asociaciones de las CAJs, Fachinetti argumentó al Subsecretario Valenzuela que esta solución, que no implicaría “dejar de medir”, aliviaría la presión a los funcionarios que están “sumamente afligidos porque ven que, aunque trabajen las 24 horas del día, no es posible cumplir con los estándares exigidos por el Minju para épocas normales”. Este punto tiene gran relevancia para la Federación en torno a la preocupación que existe en los equipos por la salud mental de sus funcionarias/os.

Tras celebrar la instancia de diálogo e insistir en la firma del documento, el Subsecretario Sebastián Valenzuela dijo entender la “preocupación” de la Federación por la no concreción de estos compromisos, que dividió en dos ámbitos:

POR EL MINISTERIO INTERVINIERON EL SUBSECRETARIO, SEBASTIÁN VALENZUELA Y LA JEFA DEL DEPTO DE ASISTENCIA JURÍDICA, SIMONE HARTARD.

Excede atribuciones

“Por un lado, se contempla en una de las etapas la posibilidad de revisar lo que tiene que ver con compromisos, precisamente atendiendo a casos de fuerza mayor, o casos fortuitos”, entre los que reconoció la hipótesis de la emergencia sanitaria. 

Y segundo, que “acá se aplica el viejo adagio de que ‘a lo imposible nadie está obligado’ y eso estaría contemplado aquí (en el documento). Eso me gustaría dejarlo claro”, insistió Valenzuela antes de aclarar que, en todo caso, veía “inviable modificar la forma de entender cuáles son los indicadores en el sentido de no entenderlos como una gestión vinculada a un resultado específico, sino simplemente como una medición”.

“La verdad es que eso excede absolutamente lo que nosotros podemos disponer porque como está sucediendo con las CAJs, también en los otros servicios como Gendarmería de Chile, Sename, Registro Civil, Médico Legal, Defensoría Penal Pública y la propia Subsecretaría y, en ese sentido, todavía ni siquiera hemos entrado a una fase de ver la situación de nuestros propios indicadores respecto de todos los funcionari@s que participamos del sector Justicia”.

Alumnos pobres, pero aplicados

MARCELO INOSTROZA.

Frente a la inviabilidad manifestada por el subsecretario Valenzuela, Marcelo Inostroza, vicepresidente de la FENADAJ, hizo hincapié en la necesidad de entender a las CAJs como “los alumnos pobres pero aplicados” del sistema judicial chileno y que, pese a ello, los funcionari@s han hecho un “esfuerzo enorme” para garantizar a los más vulnerables el acceso a la justicia convirtiendo sus propias casas en oficinas virtuales.

Al finalizar la video reunión y tras la insistencia en plazos por parte de los dirigentes, el Subsecretario Sebastián Valenzuela estuvo de acuerdo en revisar una decisión sobre posibles cambios de Indicadores (de Gestión a Indicadores de Medición) a fines de septiembre, en el que se calcula podría darse por terminado el Estado de Excepción Constitucional.

SE CONSIDERAN EXCEPCIONES: TERREMOTO, CONECTIVIDAD Y EMERGENCIA SANITARIA

Entre las excepciones conversadas en reuniones anteriores, fue la jefa del departamento de asistencia jurídica del Minju, Simone Hartard, quien precisó que además de “problemas como terremotos y caídas de la conectividad en general, que son las contingencias naturales que pasaron en los últimos años”, se incorporó, como una ejemplificación de caso fortuito “el de la emergencia sanitaria”. Agregó que se hizo “justamente para resguardar la preocupación que tienen los funcionarios, las Asociaciones y ustedes, como Federación, en términos que quede contemplado el tema de la emergencia sanitaria como uno de los factores que deben considerarse como caso fortuito, por lo tanto, ser considerado en el momento de la evaluación de las metas. Desde esa perspectiva, estaría salvaguardado el tema de la emergencia sanitaria para el proceso de evaluación de metas para este año en la consideración del caso fortuito”, enfatizó.

LANZAMIENTO MINISTERIAL: PLATAFORMA CONECTA JUSTICIA

El Subsecretario aprovechó la oportunidad de informar del lanzamiento de la Plataforma Conecta Justicia e invitar a los funcionari@s y la ciudadanía a inscribirse para plantear materias concretas. “Estamos preguntando a la ciudadanía cuales son sus necesidades jurídicas en general y, por eso, queremos tener una buena fuente de información para poder hacer un diseño de implementación de políticas públicas que vayan alineadas con estas necesidades jurídicas pero, además, saber cuáles son sus experiencias hoy en el contexto de los sistemas de justicia vía remota”.

FENADAJ: 357.259 JUICIOS, SOLUCIONES COLABORATIVAS, ORIENTACIONES Y CONSULTAS GRATIS TRAMITARON CAJs EL PRIMER TRIMESTRE 2020

Un total de 357.259 atenciones gratuitas a personas con urgencias legales sin capacidad de pago fueron prestadas durante el primer trimestre de 2020 por las 4 Corporaciones de Asistencia Judicial, CAJs, que entregan atención desde Arica hasta Aysén.

De este total, 153.662 atenciones fueron a través de Consultas de Información General; 164.670 fueron vía Orientaciones e Información; 36.219 atenciones terminaron en Ingresos a Tribunales y 2.708 gestiones terminaron en Soluciones Colaborativas de Conflictos.

Consultas de Información General

De las Consultas de Información General, fue en el mes de enero que se registró el peak, con un total nacional de 48.893 atenciones. Fuera de la Región Metropolitana, que concentró el mayor número de asistencias con 57.419, le siguieron, por el sur, la Región del Biobio, con 19.116 atenciones y, por el norte, con 6.180 prestaciones, Antofagasta. En la zona central las consultas fueron más requeridas en del Maule, con 11.364, que superó con creces a Valparaíso, donde se prestaron 7.107 asesorías.

Orientación e Información

Con 56.731 Consultas de Información General, febrero fue el mes del trimestre con más requerimientos mientras que marzo, que desde el último tercio obligó a cerrar oficinas e iniciar el trabajo remoto domiciliario de las CAJs en el contexto del Coronavirus, concretó 48.038 atenciones, apenas 855 consultas menos que el mes de enero, que tuvo 48.893 asesorías entregadas. 

Mientras la CAJTA (Arica-Parinacota, Tarapacá y Antofagasta) totalizó en el período 11.275 atenciones, la CAJVAL (Atacama, Coquimbo y Valparaíso) sumó otras 34.048; la CAJRM (Metropolitana, O’Higgins, El Maule, Magallanes) 73.076 y la CAJBIOBIO (Ñuble, Biobio, Araucanía, Los Ríos, Los Lagos, Aysén) sumó 46.271, lo que totalizó 164.670 entregas de Orientaciones e Información.

Solución Colaborativa de Conflictos

Las Solución Colaborativa de Conflictos, que en muchos casos exige trabajo interdisciplinario, sumaron 2.708 gestiones, concentradas en las CAJs de la zona central y que abarcan, por el norte, desde Valparaíso a la Metropolitana y por el sur desde O’Higgins a El Maule. El peak de este tipo de trámites la tuvo durante el mes de febrero la RM.

Ingresos a los Tribunales

Las causas finalmente ingresadas a los Tribunales de Justicia alcanzaron durante el trimestre un total de 36.219, número que fue más elevado en el mes de febrero, con 13.232 tramitaciones, mientras que enero y marzo alcanzaron cada una un poco más de 11.400 ingresos.

ABOGADA COACH REALIZA TALLER A SUS COMPAÑEROS/AS PARA ENFRENTAR STRESS Y AUTO CUIDADO

La abogada Paola Labbé confiesa que le había costado poder interesar a su entorno de trabajo en las técnicas que venía estudiando desde hace años como coach. Pero su insistencia finalmente tuvo efectos en el contexto del COVID-19 y ya va en el segundo Taller con metodologías de Coaching Ontológico Integral, a través de los cuales enseña técnicas y distinciones para conocerse más, que ayudan con el manejo del stress, el autocuidado y vincularnos con nuestro ser interior y exterior.

La primera versión fue el Taller de Gestión de Emociones organizado por la AFUN BIOBIO para dirigentes y “en esta segunda se han sumado dirigentes nacionales y regionales de la FENADAJ”, explica la abogada de la CAJ BioBio en Puerto Montt, muy satisfecha por el nivel de interés y participación.

El taller de seis horas está adaptado para trabajar en grupos de no más de 15 integrantes a través de una plataforma de videconferencia, en una jornada por semana, “aunque a veces se extiende más”, dice desde su experiencia previendo sus próximos pasos: tertulias, coordinación de acciones, incorporación del cuerpo y tercera edición.

-¿A quiénes recomienda este Taller de Gestión de Emociones?

Yo lo recomendaría a cualquier persona, adulta o adolescentes, pues no está diseñado para niños. Sin embargo, podríamos diseñar algo así igual. Ellos son mucho más flexibles.

-¿Cómo resumiría la metodología utilizada?

El Coaching Ontológico acompaña de un estado presente a un estado deseado. Para ello, a través de la conversación y la inmersión en las emociones (estamos viendo cómo incorporar cuerpo en esta modalidad), vamos comprendiendo y viviendo experiencialmente lo que estamos aprendiendo.

-Para quiénes estén interesados, ¿es un requisito estar abierto a enfrentar aspectos de la personalidad ante el grupo?

No. Uno de mis más grandes cuidados es el que las personas que participen se sientan seguras y sólo las que así lo decidan compartan sus situaciones personales. Lo que sí creo que es necesario, no es requisito de admisibilidad pero se recomienda, que sólo los que quieran, participen. No creo que el taller cumpla sus objetivos si las personas lo toman como una capacitación obligatoria.

-En el abordaje de esas situaciones individuales, ¿hay que dedicarle más tiempo que las seis horas (divididas en tres jornadas semanales de dos horas) de dedicación que requiere el taller?

Sí. Sin embargo, son complementos, o apoyos, no determinan el aprendizaje. En realidad el aprendizaje completo se logra sólo cuando lo que conversamos y vivenciamos en el taller lo llevamos a la vida personal y eso es una decisión personal y un ejercicio diario. Por ejemplo, esta semana, les recomendé una película que les permite ver lo que comentamos en el taller.

QUÉ ES UN COACHING ONTOLÓGICO

PAOLA LABBE

El coaching (entrenamiento en español) es una disciplina desarrollada para acompañar a las personas en sus procesos de aprendizajes. En este caso, se trata de un Coaching Ontológico, de la Escuela de Santiago, que es una vertiente que surgió en Chile para diferenciarse del Coaching de la Acción que no se centra en aspectos de la personalidad, sino en el hacer cosas. Según destaca Labbé, el Coaching Ontológico se centra en el ser humano, en el aspecto de la personalidad que necesita aprender o desaprender para abrirse a nuevas acciones o conductas. “Un ejemplo clásico es cuando el jefe se pregunta las razones de por qué su gente no lo escucha. Con este Coaching Ontológico se enseña a identificar el aspecto de la personalidad que le impide a ese jefe tener, por decir algo, reuniones eficientes”, explica la abogada para quien su rol de coach es ser una “facilitadora”. La dinámica de esta técnica considera que el rol del facilitador es la de mostrar lo que el entrenado tiene en su punto ciego. “El coach lo acompaña desde ese punto ciego donde está a otro donde quiere estar. Otro ejemplo: cómo alguien tímido puede ser valiente”. A nivel metodológico, el coach asigna tareas en lo individual, mientras que en lo grupal se cuida más el espacio o esfera privada de los asistentes. “Sólo cuando se logra la confianza, se puede avanzar en el trabajo grupal, desde donde se puede reconocer que se es parte de un sistema”, precisó Paola Labbé.

TRABAJADORES DE CAJs CUENTAN CÓMO HABILITARON OFICINAS EN SUS CASAS PARA GARANTIZAR ATENCIÓN JUDICIAL GRATUITA A USUARIOS

Los más de dos mil funcionarios de las cuatro Corporaciones de Asistencia Judicial (CAJs) del país agrupados bajo el alero de la Federación Nacional de Acceso a la Justicia, FENADAJ, cumplen casi dos meses atendiendo por trabajo remoto desde sus domicilios a los miles de usuarios que pese a la pandemia continúan necesitando asesoría y representación jurídica gratuita en tema penales, civiles, laborales, de familia e infancia.

Orientación Oportuna

Karen Narváez, asistente social de Consultorio Jurídico, lo hace desde Valdivia, desde donde explica que su objetivo es entregar, vía telefónica, «oportuna respuesta y orientación a los usuarios principalmente en materias de familia y civiles», mientras que Carla Merino, del Programa Mi Abogado, lo hace desde su domicilio en Chillán, donde explica que sigue cumpliendo “cada una de las funciones que nos convoca como programa”. Hermann Sickinger Manosalba, abogado auxiliar de la CAjs del Consultorio Civil, lo hace desde Concepción, intentando mantener siempre su buen humor pese a “este tiempo ominoso”, dice.

Metodología laboral

Sebastián Caroca y Úrsula Villarroel, ambos de Puente Alto, coinciden en que la intensidad del trabajo no ha disminuido pese a estar trabajando desde la casa.

La asistente social Úrsula Villarroel dice que ha sido importante «programarse adecuadamente». Para eso, explica que ha dividido su jornada laboral remota en tres: “En las mañanas llamo a los usuarios a quienes les doy las instrucciones telefónicas, lo que ha funcionado bastante bien… de hecho, están agradecidos de no tener que ir al centro”, dice antes de agregar que durante “la segunda parte del día, que va de tres en adelante, procesa los datos, calificaciones y horarios de la agenda de trabajo” para cerrar su jornada, tipo «nueve de la noche, con la elaboración de la agenda de la jornada siguiente».

Barrera tecnológica

Una de las dificultades que este llamado teletrabajo está mostrando, a juicio de la dirigente Gabriela Opazo, de la Oficina de Defensa Laboral Metropolitana, es “conciliar tecnología con todas las personas. No todos tienen las habilidades tecnológicas hoy en día, por ende, ha sido bastante difícil lograr una comunicación eficiente y eficaz con los usuarios”.

Pese a ello, enfatiza “que no hemos dejado de trabajar desde el minuto uno que la Corporación Judicial cerró sus puertas por este contexto” de la pandemia. 

Felicitaciones

Para Alexis de Barbieris, de la DG Remuneraciones CAJs Bíobío, habilitar “una improvisada oficina en un rinconcito de mi hogar” es su aporte también para “cuidarmos entre todos”, mientras que para Cecilia Hernando, secretaria de Renca y parte de la Asociación de Funcionarios, Técnicos y Administrativos de la CAJs, no ha habido diferencia “entre trabajar en la oficina y en su casita”, dice aprovechando de enviar felicitaciones a los dirigentes “porque aún estando en pandemia, están pendiente de las reuniones, de la asociación, y de todo eso”, enfatizó.